Tras un fin de semana de locos y un proyecto hermoso puedo decir: MISIÓN CUMPLIDA. No ganamos, pero sacamos adelante una plataforma hermosa visualmente y complejísima a nivel de backend.

Pero volvamos al título de este post: AngelHack…

CRITICAS Y NO TAN CRÍTICAS

La charla de Microsoft en el workshop para hackers fue una burla. No necesito decir más.

Las primeras horas super complicadas para la organización, un asco la UDD en cuanto a soporte técnico durante el sábado (se arregló despues)… Lo que sí destaco de todo el embrollo y el mal rato que tuvimos que pasar es a los “Nixter boys” que hicieron lo que podían para subir los ánimos de la gente y de los gringos que puteaban como si la falta de internet fuera el fin del mundo (existe el tethering muchachos), me saco el sombrero por los hermanos Yarad y Sáez.

La noche del segundo día /* entiéndase desde las 00 horas del domingo en adelante, cuando ya tenía ethernet */ se hizo ETERNA…Y si agregamos lo mal educados que fueron casi TODOS los asistentes a AHSCL respecto a las pizzas y las RedBull, de verdad dejó mucho que desear. Para la próxima ojalá hayan más actividades pasado las 2 am, por último helicópteros como en 2012.

Luego el famoso incidente del chico con ataque de epilepsia (or whatever it was), bien lo preocupados que estuvieron TODO el equipo (los de polerón rojo - regalen uno ! -), además me sirvió pa echarme un rato en uno de los puff de Google que habían en el segundo piso.

En resumen, hubo varios detalles pero fue culpa de todos si algo salió mal.

ASPECTOS DESTACABLES, BUENOS Y GENIALES

Gran jurado, de verdad… Lo que extrañé en noviembre se cumplió con creces este año. Los pitch no se convirtieron en una chacra de proyectos a medio hacer mezclados con un jurado incompetente para una fiesta de hackers tan grande como lo es AngelHack; NO, este año había un jurado internacional, gente de Google Ventures, de TechCrunch, de AngelList… Bien por ese lado.

Además, subió MUCHÍSIMO el nivel respecto de otras hackathon… se notó, gente conocida en Chile participó y todos con ideas que en su mercado proponían algo nuevo. Tuvimos a los mejores exponentes de la esfera emprendedora chilena.

Las instalaciones, los almuerzos y la acreditación… todos de lujo (nótese que dije almuerzos específicamente).

La cagó la música, filo si la criticaron, me mantuvo despierto que es su función y definitivamente escuchar algunos temas de la red social motiva cuando eres hacker. Haters gonna hate (f*cking hustlers).

RESUMEN GENERAL

Gran hackathon, muchas cosas por revisar antes de la próxima edición pero no porque el nivel actual sea malo, sino porque estamos cerca de tener una producción de clase mundial, porque hay que poner a este país en el mapa de una vez.

Igualmente eso sí, extraño una hackathon donde el HACK sea el importante, porque hasta hoy podría llamarse AngelHustling y calzaría perfecto. Nos falta eso.

[DESIGN] Flat UI y el futuro del diseño digital [RAILS] Rename paths & routes in a resource